Guisantes con bacon

Guisantes con bacon

Los guisantes son una legumbre muy consumida y que aporta bastantes beneficios, algunos poco conocidos como la disminución del llamado colesterol “malo”, además de ser un buen aliado para el corazón. Este plato de guisantes con bacon es muy sencillo de elaborar y se prepara en muy poco tiempo. Además que seguro que les encanta a los más pequeños de la casa. Eso sí, para la receta es recomendable utilizar guisantes frescos porque el sabor es mucho mejor que los de lata o congelados.

Cómo cocinar los guisantes con bacon

Ingredientes:

  • 500 gr de guisantes
  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 200 gr de bacon
  • Sal
  • Pimienta
  • Aceite de oliva
  • 1 huevo

Preparación:

  1. En primer lugar, preparamos una cacerola con agua y un poco de sal, y cuando empiece a hervir añadimos los guisantes. Si ya están cocidos en bote o lata no es necesario realizar esta operación. Únicamente los lavamos y los escurrimos con ayuda de un colador y reservamos. Si empleamos guisantes frescos, el tiempo de cocción es aproximadamente de unos 8 minutos.
  2. Ponemos a cocer el huevo en un cazo. Una vez preparado, lo dejamos enfriar y lo pelamos.
  3. En una sartén con un poco de aceite, echamos la cebolla, el ajo y el bacon ya cortados y los salteamos unos minutos hasta que el bacon quede dorado y la cebolla transparente. Debemos tener cuidado de echar en último lugar el ajo, ya que será el primero en hacerse y no conviene que se queme en el aceite. Si no tenemos bacon, podemos sustituirlo por jamón serrano o pavo. Si empleamos bacon o jamón debemos cuidar más la sal que empleemos, ya que de por sí éstos le dan sabor.
  4. A continuación, añadimos los guisantes que habíamos reservado, asegurando que están bien escurridos, y removemos bien todo para que coja sabor durante unos 5 minutos. Añadimos sal y pimienta al gusto.
  5. Por último, podemos colocar el huevo cocido anterior en pequeños trozos o rodajas cuando vayamos a servir el plato de guisantes con bacon.